Cómo reciclar contenido para tu blog

reciclaje-contenidos

29 jun Cómo reciclar contenido para tu blog

Si hace unos días te contábamos qué hacer cuando te quedas en blanco a la hora de publicar contenidos para tu blog o tus redes sociales, hoy queremos hablarte de otra estrategia de creación de contenidos que puede resultarte útil sobre todo en periodos de mucho trabajo o de estrés: el reciclaje de contenido, que no hay que confundir con re-publicar los contenidos antiguos. Evidentemente, cada uno tiene su técnica de reciclaje, pero te contamos las que nos parecen más productivas y ya nos dirás qué te parecen:

1. Puedes usar fragmentos de tus ebooks como contenido reciclado

Si has publicado algún ebook o manuales sobre tu negocio, una buena forma de reutilizar el contenido ya creado es publicar algunos fragmentos o secciones como artículos de blog. Al mismo tiempo que tienes una o varias publicaciones resueltas, estarás promocionado tu libro. ¿No tienes ningún ebook? Bueno, pues la técnica se puede aplicar al revés: ¿por qué no creas uno agrupando y editando algunas de tus publicaciones?

2. Actualiza antiguas publicaciones

Las cosas cambian y las redes sociales, mucho más. Probablemente hace un año publicaste alguna novedad de Facebook, Twitter, Instagram o alguna otra red social que hoy ya no tiene nada que ver con la realidad. ¿Y si lo reciclas? Probablemente hay una gran parte de ese publicación que puedes usar como contenido reciclado. Actualiza los datos que necesites actualizar, cambia la imagen y listo: ya tienes una nueva publicación.

3. Promociona tu contenido más exitoso 

Es probable que algunas de tus publicaciones antiguas están perfectas tal y como están. No necesitan ninguna actualización y, además, siguen teniendo un gran éxito entre tus lectores. ¿Por qué modificarlas? Una forma de reciclar ese contenido es promocionarlo de nuevo en tus redes sociales o añadirlo como enlace a tus nuevas publicaciones. De hecho, es probable que si publicas contenido de manera regular, haya gente que no haya visto esa publicación porque es raro que leamos los post antiguos de los blogs que seguimos. También se lo habrán perdido los nuevos suscriptores de tu blog así que lo más seguro es que, aunque sea antiguo, ese contenido sea leído como nuevo por muchos de tus lectores.

4. Recicla el contenido antiguo como una infografía

¿Te animas a hacer infografías? Otra manera de reutilizar contenido ya publicado es reutilizar los datos y hacer una infografía con ellos. La inforgrafía suele tener una acogida muy buena ya que es visual, favorece la comprensión rápida de los datos y, además, muchos de tus lectores pueden compartirla e incluso insertarla en sus propios blogs. Otra opción son las presentaciones (slideshare). Prueba con la que te resulte más fácil.

5. Convierte tus publicaciones antiguas en podcasts

Este formato también tiene una gran repercusión y pocas veces le sacamos partido. Si tienes una publicación con un gran número de visitas, quizá sea una buena idea grabarla como archivo de audio o podcast. Mucha más gente de la que crees recurre a este tipo de contenidos para poder seguir haciendo cosas mientras escucha contenido interesante.

Como ves, los contenidos no son de usar y tirar, sino que pueden reciclarse para tener una vida mucho más larga y productiva. Recuerda que si han tenido éxito una vez, pueden tenerlo de nuevo; y si no lo tuvieron al principio, quizás con un par de modificaciones, tengan una nueva oportunidad.



¿Te ha gustado lo que has leído? Suscríbete ahora y recibe nuestros mejores artículos directamente en tu buzón de entrada cada mes.