Ideas para crear y compartir contenido en tus redes sociales (I)

estrategiacontenido

05 nov Ideas para crear y compartir contenido en tus redes sociales (I)

Crear contenido y lograr que sea visible son dos retos diferentes. Los publicistas los conocen bastante bien y, desde que las redes sociales se impusieron como nuevos canales publicitarios, las formas han cambiado. Destacar en las redes sociales y conseguir que tu contenido sea visto y compartido exige un gran esfuerzo, lo sabemos también, pero con algunas ideas es posible alcanzar el éxito.

#1 Un buen titular es esencial para atraer la atención.

La gente suele olvidar que encontrar un buen titular requiere tiempo. No caigas en lo fácil: necesitas hallar el balance entre la claridad y la emoción, y sobre todo lo honesto. Lo peor que puedes hacer es escribir un titular muy llamativo que conduzca a un contenido que no tiene nada que ver con lo anunciado.

Asegúrate de tener varias opciones del mismo contenido y prueba con los titulares para ver cuál tiene más éxito. Esto te ayudará a saber qué tipo de mensajes tienen más repercusión en tus seguidores.

#2 Mismo contenido, pero optimizado

RRSS

Adapta los contenidos a las características de cada Red Social.

A todos nos pasa cuando tenemos varias redes sociales que gestionar: queremos aprovechar al máximo el contenido y usarlo para todas ellas. Ahorra tiempo y si el contenido es bueno, ¿por qué no? Lo cierto es que si bien todos lo hacemos, no le estamos dando todas las oportunidades posibles a ese material. Cada red social es única a su manera y tu contenido debe reflejar esas particularidades. Los mensajes de Twitter deben reducirse a 140 caracteres o menos, pero tus seguidores en Facebook esperan un poquito más de sustancia. Tus seguidores mirarán Instagram después del trabajo y Pinterest en la mañana (¡no te pierdas nuestra próxima publicación sobre la mejor hora de publicar en tus redes!) de manera que no puedes esperar alcanzarlos a todos con un mismo mensaje: tienes que ir probando con diferentes publicaciones y horarios para dedicarles a todos ellos la misma atención y respeto.

#3. Varía el contenido con regularidad

Cuida que tu estrategia de contenido no sea monótona.

La gente se cansa de la rutina. Lo monótono aburre, así que aunque hayas comprobado que determinado tipo de contenido funciona y genera una gran reacción de tus seguidores, no caigas en el error de seguir publicando siempre lo mismo o los aburrirás. Cambia el estilo de tus mensajes, cambia el diseño, prueba con imágenes gif o con videos en vez de imágenes estáticas. Prueba a hacerle preguntas o encuestas en vez de la típica entrada de blog. Lo importante es que no olvides que en todo momento estás recogiendo datos sobre el comportamiento de tu audiencia y tienes que ser flexible para adaptarte a ellos.

#4. No publiques todo de una vez

Todos lo hemos experimentado al abrir nuestras redes sociales y ves en tu página de inicio seis o siete publicaciones de una misma marca o empresa. Independientemente del contenido, este tipo de saturación es bastante molesta. ¿Quién va a cliquear en los seis enlaces y leer todos los contenidos? Desde luego, yo no. Lo que queremos decir es: no publiques demasiado de una sola vez. En vez de eso, haz que cada mensaje sea tan atractivo que se gane el derecho a ser cliqueado. Si necesitas tuitear 10 veces un mismo contenido para que la gente lo vea, probablemente estás haciendo algo mal.

Mantén tus redes sociales acordes a un calendario de publicaciones. Existen herramientas para programar los contenidos con antelación de manera que no te conviertas en un esclavo de tus redes. Una vez que la gente se aprenda tu calendario, estarán pendientes de tus publicaciones, si realmente son buenas y les interesan. Eso, sin duda, es una buena estrategia de fidelización.

#5. Finaliza tus publicaciones con una llamada a la acción.

Tus seguidores han visto tu mensaje y… ¿ahora qué? Después de varias horas de trabajo para escribir esa publicación, no querrás que todo acabe ahí, sobre todo porque el objetivo es conseguir clientes. Una vez que tenemos en mente eso, la recomendación es que termines tus publicaciones con una poderosa llamada a la acción (Call To Action, en inglés) . Por ejemplo:

  • Ofreciéndoles más información sobre el tema a través de tu página web o a través del email.
  • Animándoles a suscribirse a una prueba gratis de tu producto.
  • Ofreciéndoles un código de descuento para la tienda
  • Ofreciéndoles algo (regalo, precio especial, suscripción…) por una acción específica: compartir el contenido, invitar a amigos, dándole a me gusta, comentando la publicación…

Estos son algunas ideas para comenzar a crear una estrategia de contenido, pero tenemos más. Te las contamos próximamente. ¡Suerte!



¿Te ha gustado lo que has leído? Suscríbete ahora y recibe nuestros mejores artículos directamente en tu buzón de entrada cada mes.